Facebook Twitter Google +1     Admin

MI CASA NO EXISTE

Llevo aproximadamente doce años viviendo en el mismo edificio, en la misma puerta, durmiendo en la misma cama, con la misma persona, comiendo en la misma mesa, visitando el mismo lavabo, duchándome en la misma ducha, mirando por el mismo balcón... Pues ahora acabo de enterarme que el lugar donde vivo no existe o, al menos, existe una duda razonable de que exista. De hecho hay una disquisición. Unos dicen que no existe, otros que sí. No sé si habrán llegado a las manos. Espero que no. Nunca me ha gustado que alguien discuta por mi culpa. Ni de pequeño. Parece que el que decía que no existe mi casa ha salido ganando. E, indirectamente, yo perdiendo. No porque tenga que vivir de ahora en adelante al raso ni porque al Ayuntamiento -Dios no lo quiera- se le ocurra expropiarme mi modesta casa. No. Al parecer un cartero ha decidido que mi casa no existe y devuelve automáticamente la correspondencia. Eso, aunque otros carteros y lo sé de buena tinta, le han dicho que sí existe. Esta mañana he ido a correos a enseñarles una guía de calles editada por el Ayuntamiento. Que una cosa es que te quedes sin correspondencia y otra muy diferente que te traten de mentiroso.

 

28/07/2009 13:37. luisveagarcia #. Artículos

Comentarios > Ir a formulario



gravatar.comRuth

Mírate bien en el espejo, a ver si no vas a existir tú tampoco. Ahora que no te vengan de comisaría diciendo que tu DNI nunca ha existido.

Fecha: 28/07/2009 17:26.


gravatar.comInma

Curioso este escrito tuyo, Luis.
Ya sé que la presentación del libro será el día 22 de octubre, jueves. En SETBA- galería de Arte (antigua casa de Lluis Llach). Presentarán el acto: Carles Duarte y Jaime Vándor, pero cuento con algunos amigos para que lean algunos poemas del poemario. Ni que decir tiene que cuento contigo. Un abrazo y ya te tendré al corriente.

Inma

Fecha: 29/07/2009 15:46.


Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris